TELÉFONOS:
5915-3601, 5915-3602, 3096-4904 y 3096-4905
Whatsapp 55 3481 6054
Formulario de Contacto
Agenda una cita
Ubicación

MEDICA MEDICCI

Insurgentes Sur No.1809, 4to. Piso, Col. Guadalupe Inn, Del. Alvaro Obregón. Ciudad de México.

HOSPITAL ÁNGELES

Durango No. 64 esq. con Mérida, Consultorio 106, Col. Roma Norte. Ciudad de México.

CIRUGÍA LAPAROSCÓPICA

Es un procedimiento que permite que el cirujano visualice los órganos del abdomen, como intestinos, estómago, apendice y vesícula biliar, y en mujeres los órganos pélvicos, como los ovarios, utero y en algunos casos practique una intervención quirúrgica para reparación (cistocele) o extirpación en dichos órganos (apendicectomia).




*Algunos artículos pueden contener imágenes altamente explícitas por lo que se recomienda discreción al abrirlas.

Un laparoscopio es un tubo fino y largo que se inserta en el abdomen y permite visualizar los órganos abdominales con una cámara de vídeo.

Habitualmente, la cirugía laparoscópica da lugar a una estancia hospitalaria más breve que la tradicional.

Dado que las incisiones relacionadas con la laparoscopia son muy pequeñas, el dolor que se asocia con el procedimiento es menor y el restablecimiento suele ser más rápido.

La cirugía laparoscópica no es apropiada para todas las intervenciones quirúrgicas. Algunos pacientes continuarán precisando cirugía abierta tradicional.


TIPOS DE LAPAROSCOPIA

Laparoscopia Diagnóstica

La laparoscopia diagnóstica se utiliza para determinar la causa de un problema abdominal, o en ocasiones para proporcionar información adicional después de haber practicado otros exámenes.


Laparoscopia Pélvica o Ginecológica

La laparoscopia pélvica o ginecológica se usa tanto con objetivo diagnóstico, cuando la paciente experimenta dolor o una infección, como para intervenciones quirúrgicas como la ligadura de trompas –a la mujer se le "atan" las trompas de Falopio– o la extirpación de quistes ováricos u otras proliferaciones pélvicas anómalas.


Cirugía Laparoscópica Intra Abdominal

La cirugía laparoscópica intra abdominal se utiliza para apendicectomías, cirugía de la vesícula biliar, reparaciones de hernias y otros procedimientos.


¿CÓMO SE REALIZA LA LAPAROSCOPÍA?

Procedimiento

Se practica una pequeña incisión –que suele ser de unos 0.5 a 1,5 cm– ligeramente por encima o por debajo del ombligo. A través de la incisión se inyecta dióxido de carbono, un gas que sirve para insuflar el abdomen de modo que el cirujano disponga de más espacio en el que trabajar.

Se inserta el laparoscopio y el cirujano visualiza los órganos a través del monitor de vídeo. En algunos casos, el cirujano puede efectuar pequeñas incisiones adicionales (puertos) con el objetivo de poder utilizar otros instrumentos para mover los órganos y visualizarlos mejor llevando a cabo cualquier procedimiento.

Cuando termina el examen quirúrgico, se extraen el laparoscopio y cualquier otro instrumento y las incisiones se cierran con puntos de sutura.


Restablecimiento

Después de la intervención, el paciente experimentará dolor en el lugar o lugares de la incisión, para lo que el médico le prescribirá un analgésico. Posiblemente, orinará con más frecuencia porque el gas ejerce presión sobre la vejiga urinaria. Puede presentar dolor en los hombros debido a que el gas irrita el diafragma, que comparte nervios con aquella zona.